Reloj con apariencia de pizza

Un entretenido reloj de pared que puede emplearse en la cocina.

reloj_pizza

Materiales para la cerámica fría

3 tazas de Cola Vinílica (pegamento blanco)

1 taza de agua no muy caliente

1 cucharada de Benzoato de Sodio

3 tazas de Almidón de Maíz

1 cucharada de Glicerina

3 medidas de cuchara de Aceite para bebé

1 cucharada chica de Formol

Materiales para el reloj:

Telgopor de 1 cm. de espesor

Óleos: rojo, verde y piel

Acrílicos: cobrizo claro y rojo

Palo de amasar

Estecas

Cúter

Base circular de madera

Cartón de1 mm de espesor

Barniz en aerosol

Reloj

Trámite:

Para la masa:

Combinar en un sartén de teflón con una cuchara de madera la cola vinílica con el agua, el almidón de maíz y el Benzoato de Sodigo hasta el momento en que la mezcla no tenga grumos. Añadir aceite y glicerina.

Cocinar a fuego retardado en sartén mezclando con la cuchara hasta el momento en que se logre amasar con las manos. Al sacar del fuego, amasar bien con el formol y almacenar en bolsas de nylon/plástico, bien cerradas. De prioridad, dejar descansar un día antes de utilizar. No enfriar.

Para el reloj:

Recortar un círculo de telgopor del mismo tamaño que la base de madera, y sacar 2 cm del contorno. Recortar del círculo de telgopor una porción triangular. Pegar sobre la base de madera.

Teñir una porción de la masa de cerámica fría en un color naranja y conformar un rollo. Pegar, cerca del círculo de telgopor para conformar el borde de la pizza. Estirar masa del mismo color y adherir sobre el círculo de telgopor. Dejar secar y colorear con cobrizo los bordes y con acrílico rojo para emular la salsa del tomate.

Para llevar a cabo el queso estirar masa blanca con la manera de la pizza.

Para las aceitunas teñir masa de color verde, modelar bolas pequeñas y afinar uno de sus extremos.

Para los morrones: llevar a cabo rollos de masa color rojo y achatar, en distintas tamaños.

Pincelar con cola vinílica la área y espolvorear con orégano. Dejar secar.

Para las manecillas del reloj, modelar unos cubiertos y mudarlos por las manecillas del electrónico de reloj.

Por último, barnizar para asegurar y destacar el reloj.

Foto vía: Muy útil

Deja un comentario